Ser empleable en momentos de crisis

En una acepción más ortodoxa, la palabra empleabilidad remite a la palabra inglesa "employability", unión de las palabras "employ" (empleo) y "ability" (habilidad). Foto:Muy pymes En una acepción más ortodoxa, la palabra empleabilidad remite a la palabra inglesa "employability", unión de las palabras "employ" (empleo) y "ability" (habilidad). Foto:Muy pymes

En un escenario incierto, cuando todo a nuestro alrededor cambia, y en más de una ocasión el sentido último de dicho cambio se nos escapa; resulta clave detenerse a reflexionar, centrando esa reflexión no tanto en el afuera - que por definición no podemos controlar - sino en nosotros mismos.

Conocernos más, trabajar sobre nuestras potencialidades, ampliar el arco de nuestro desarrollo, animarnos a investigar habilidades nuevas, abrir la mente, pensar con calma y a la vez con audacia, aprender a escuchar y a leer los signos de lo real, identificar cuándo insistir y cuándo ceder, son algunos de los comportamientos que colocan a las personas en un determinado estado que podría definirse como sabiduría, autodesarrollo, autoconciencia, o por qué no como "empleabilidad".

En una acepción más ortodoxa, la palabra empleabilidad remite a la palabra inglesa "employability", unión de las palabras "employ" (empleo) y "ability" (habilidad), y con ella se alude a aquello que hace que una persona resulte atractiva en términos laborales.

Para autores como Fuster, la empleabilidad va más allá de la mera adquisición de saberes o títulos, o del conjunto de conocimientos y competencias que aumentan las posibilidades de una persona de conservar o conseguir un empleo. La empleabilidad supone que la persona se comprometa con su propia vida profesional, jugando un rol activo en el diseño y concreción de su plan de carrera.

Se trata, según parece, de un conjunto de cualidades y destrezas, pero fundamentalmente de una actitud; esa misma que exige y espera encontrar denodadamente cuanto jurado de concurso televiso toma la palabra.

Pero no es cuestión de mitificar ese estado, hay comportamientos concretos y observables que aumentan el grado de atractivo laboral de una persona.

¿Qué es lo que vuelve a una persona empleable?

Tiene un adecuado equilibrio entre autoestima y autocrítica. Se conoce a sí mismo, explota sus fortalezas y sabe cómo minimizar sus limitaciones.

Busca el orden, pero no teme al caos. Se fija como meta la estabilidad, pero no sucumbe en las aguas revueltas.

Sustenta su accionar en la confianza en sí mismo, tanto como en el trabajo en equipo. Es autoresponsable por su conducta, pero sabe que ningún logro perdurable se construye en completa soledad.

Desarrolla sus habilidades interpersonales. Escucha, observa, se comunica, crea lazos; entiende que la vida laboral no es otra cosa que un entramado de redes entre personas.

Gestiona su carrera a la vez que gestiona el cambio. Se traza metas y plazos para alcanzar lo que quiere. Planifica y re-planifica, es flexible a los cambios, los capitaliza a su favor.

Aumenta su visibilidad. Dentro y fuera de la organización en la que se desempeña, genera acciones y desarrolla proyectos que amplían su red de contactos.

Conoce su entorno. Ama estar informado, sabe qué pasa en el mundo en general y en su mercado en particular. Conoce los códigos y las convenciones de su actividad. Sabe cuándo usarlos, y cuándo ir más allá.

Explota su creatividad. En los contextos propicios, se atreve a pensar fuera de los límites convencionales de su especialidad profesional o de su medio.

Fuente: Iprofesional

volver arriba

Especiales

Temas Destacados

Recursos

Nosotros

Siganos !

España

MADRID
España
Tel/Fax: (34 91) 123 159
es@managementjournal.net

Chile

SANTIAGO DE CHILE
Chile
Tel/Fax:
(56 2) 570 8479
chi@managementjournal.net

Colombia

BOGOTÁ
Colombia
Tel/ Fax: (57 1) 381 9318
col@managementjournal.net

United States

NEW YORK
United States
Pho/Fax:
(1 917) 677 2079
usa@managementjournal.net

Mexico

MÉXICO D.F.
México
Tel/Fax:
(52 55) 4628 2612
mx@managementjournal.net

Argentina

BUENOS AIRES
Argentina
Tel/Fax: (54 11) 5368 2230
arg@managementjournal.net